Operan con éxito a paciente de Párkinson en Médica Campestre

parkinson

  • Médica Campestre es el único hospital en la ciudad de León con la infraestructura, equipo y personal especializados para una cirugía de alta complejidad como ésta.
  • La paciente de 60 años se recupera satisfactoriamente, y a pocas horas de ésta cirugía, logró retomar sus actividades cotidianas, como antes de la enfermedad.

Operan con éxito a paciente con mal de Parkinson en Médica Campestre, institución que cuenta con la infraestructura, el equipo y el personal especializado para la rea-lización de este, que es uno de los procedimientos científicos más avanzados de la medicina moderna.

Un equipo de 10 especialistas, entre ellos neurocirujanos, internistas, anestesiólogos, especialistas en imagen e ingenieros biomédicos hicieron el prodigio: regresarle la movilidad a la paciente de 60 años, que durante los últimos años de su vida había quedado postrada en silla de ruedas. A pocos días después de la operación, ha vuelto a caminar, los temblores de sus manos y cabeza han cesado, la rigidez desapareció y hoy realiza nuevamente sus actividades cotidianas, en una calidad de vida similar a la que tenía antes de su enfermedad.
Al frente de este grupo se encuentran los doctores Dr. Fiacro Jiménez Ponce, neurocirujano funcional y estereotáctico, el Dr. José Fidel Baizabal Carvallo, neurólogo clínico, el neurocirujano Dr. Benigno Pérez Nungaray; el anestesiólogo con subespecialidad en anestesiología cardiovascular torácica, Dr. Juan Antonio Cruz Olvera, entre otros especialistas, quienes realizaron esta cirugía en un tiempo aproximado de ocho horas.

La enfermedad de Parkinson es un desorden crónico y degenerativo, que afecta el sistema motor y produce una triada característica: temblor de miembros, rigidez y lentitud que se manifiesta en todas las esferas de actividad: en la marcha, en la escritura, en el habla, en el comer, lo que lleva a incapacitar al paciente de manera casi completa.
El Dr. Fiacro Jiménez Ponce es uno de los pocos especialistas que realizan esta operación en México.

La operación realizada en Médica Campestre, se denomina “estereotaxia funcional”, que consiste en localizar, a través de coordenadas cartesianas, los sitios del cerebro que están hiperfuncionando o dejando de funcionar, provocando las manifestaciones del Parkinson.  Es en estos puntos en donde se colocan electrodos que estimulan o inhiben mediante impulsos eléctricos, esas partes del cerebro, procedimiento al que se denomina  “neuromodulación”.  A su vez, los electrodos son alimentados por un aparato que es como una pequeña computadora, un marcapasos cerebral, que se va adaptando a las necesidades del paciente. Esta computadora se implanta en el organismo debajo de la clavícula, y tiene una vida útil de 10 años, en los que las funciones del paciente son casi totalmente restablecidas. A los 10 años, es necesario cambiar la pila del aparato.

“Se trata de entender al  sistema nervioso y con  estimulación eléctrica o inhibición, modularlo. Es como equilibrarlo. Esa es la idea”, señala el Dr. Jiménez.
Aclara que no todos los enfermos de Parkinson son candidatos a la operación: “Para tener éxito en la cirugía se requiere de una buena selección de paciente, un buen procedimiento,  porque es una cirugía muy complicada, requiere mucha sofisticación”. 

“Las condiciones --dice el médico-- para que se pueda operar, son: primero que sea enfermedad de Parkinson, porque hay cosas que parecen, pero no son Parkinson, como la enfermedad vascular cerebral, los pequeños infartos por diabetes o hipertensión; segundo, que ya haya tenido un tiempo suficiente de tratamiento médico y que este ya no le funcione; tercero, que no tenga deficiencias intelectuales o un proceso de demenciación, pues en este estado está ya muy deteriorado y la cirugía no le ayudará”.

El especialista afirma que una cirugía tan avanzada como esta, no se puede realizar en cualquier hospital: “Yo no opero en cualquier sitio. Para que yo opere en algún sitio debo “darlo de alta” por así decirlo. En el país opero nada más en 3 hospitales: dos en Guadalajara y uno en Hermosillo. Son contados los hospitales que pueden tener esta calidad profesional y de infraestructura”.  

El Dr. José Fidel Baizabal Carvallo, experto neurólogo en movimientos involuntarios, también se encarga de seleccionar y valorar a los pacientes en el pre-operatorio. “Posterior a la cirugía mi labor es la programación del estimulador, lo cual lleva varias semanas ajustar los parámetros para obtener el resultado óptimo que se desea en cada paciente”.
Así también, el médico anestesiólogo, es de capital importancia para el éxito. Es por esto que el Dr. Juan Antonio Cruz Olvera, especialista en anestesiología con subespecialidad en anestesia cardiovascular torácica, fue requerido para apoyar a este equipo de vanguardia.

Su función en la cirugía fue determinante: “Es un procedimiento donde hay que ser muy específicos en cuanto al manejo de la sedación del paciente y la analgésica ya que se requiere que el paciente esté por periodos despierto y por periodos dormido. Dentro de ello, yo llevo a cabo el control de las funciones vitales de los pacientes, como el manejo hemodinámico que es muy importante, por trabajar en una zona delicada, como es el cerebro. El objetivo aquí es lograr el bienestar, la estabilidad del paciente para lo cual es competencia del propio anestesiólogo”, comenta el Dr. Cruz Olvera.

Otro de los médicos del equipo que se conjuntó para la cirugía de Parkinson en Médica Campestre es el neurocirujano Dr. Benigno Pérez Nungaray, neurólogo especializado en movimientos anormales.
“Posterior a la cirugía, mi labor es vigilar que no se presenten complicaciones, porque todos los procedimientos neuroquirúrgicos tienen riesgos y dentro de estos riesgos es donde continuamos con la atención, es decir no es únicamente la atención de la cirugía misma sino la continuidad de la atención medica”.

Finalmente hace una invitación a las personas que tienen la enfermedad de Parkinson, personas que tienen enfermedades con movimientos anormales, a acercarse con su neurólogo para valorar si son candidatos a este tipo de intervenciones ya que se mejora la calidad de vida en pacientes que prácticamente no logran moverse.  Una vez que se realiza la cirugía, retoman una calidad de vida en la que pueden valerse por sí mismos, sin depender tanto de terceros, de familiares, de amigos”.

“Vale la pena el que tengan esta perspectiva de que hay procedimientos quirúrgicos que se realizan en este momento y muy en específico aquí en Médica Campestre por personal especializado, por lo que hacemos la invitación a que se acerquen, dado que hay una oportunidad de mejorar la calidad de vida de los pacientes.”.

BANNERS-tips20142
BANNERS entrevistas3

Contáctanos

  • Manantial No. 106
    Col. Futurama Monterrey
  • León, Guanajuato, 37180
  • (477) 779-0505

Más información y mapa

iso9001Sistema de Gestión de Calidad certificado por American Trust Register, S.C. El Sistema de Gestión de Calidad aplica para los procesos de atención médica mediante la evaluación clínica con el apoyo paraclínico diagnóstico oportuno y la aplicación de tratamiento médico basado en los procesos de información, admisión, atención médica, cierre de cuentas y salida.  Número de Certificado: 280 en base a la NMX-CC-9001-IMNC-2008.  Vigencia de Certificación: 15-09-2018